miércoles, 29 de septiembre de 2010

Portales Estelares - Corinne Heline.


Portales
Estelares

Corinne Heline.


Hombre y Naturaleza

El cuerpo físico y sus necesidades están engranados con el ritmo de los días.

El cuerpo de alma reemplaza sus fuerzas con el ritmo de las Estaciones del Año.

El espíritu, el Ego, alimenta su ser de acuerdo con el rítmico pasar de los ciclos
reencarnatorios.



Las Bendiciones de las Estaciones

Les envío la Primavera. El gotear del agua, por el filo de un escabroso banco
de nieve, en un pálido amanecer de marzo. Hay una promesa en ese sonido, en la música de
los campos y los arroyos. Los pimpollos encerados del olmo tienen una fragancia muy
particular. El olor de la tierra recién removida, de las gotas de lluvia, de la hierba y el verde
tierno que cubre las laderas del Sur.

Les envío el Verano. Los sotos de ciruelas, las hierbas exuberantes de las
praderas, el blanco de las enrolladas nubes, las rosas encendidas y las llamadas de los pájaros
al atardecer. Todo tiene forma, color, olor y sonido.

Les envío el Otoño. Fuegos que persiguen sus humos en los penachos de los
tallos del maíz. El silencio de los arboles, yendo gloriosos hacia su muerte en vida. Los
súbitos vuelos de los pájaros, como hojas pardas. La riqueza de la cosecha; la gran Luna
mirando hacia abajo con su silente maravilla de plata.

Les envío el Invierno. Los refugios de la vida salvaje alojada en pequeños
cestos de hierba apeluchada. La escritura de hadas en la fresca nieve, hecha por muchas
pisadas escabulléndose. Lo azulado del cielo invernal y el trazo de los flameantes penachos
de la Aurora Boreal.

Sobre ti la Gracia y la Bendición de Dios. Su Gracia está en todo lo que toca la Tierra,
que Él hizo de Su Esencia, en el pan que comemos, en los meses de sol radiante, en las
semanas de lluvia y de nieve y en toda la riqueza que viene de la tierra.

La Bendición del Sol, de las nubes, de la lluvia, de la nieve y de la enriquecida
tierra parda. Que bueno es vivir entre todas estas cosas agradables. Ser hermano del viento y
hermana de la Luna. Y, abarcándolo todo, parte de esto y parte de nosotros, el hermoso
silencio de la tierra.

Paúl y Kris Costello.


Esta Edición en Español está dedicada a quienes
con su esfuerzo la hicieron realidad

Alenmichel Aguiló Queijeiro
Marco Salom Bocanegra

* * *

del libro "Portales Estelares"

1 comentario: